Hiking o senderismo

Un deporte tendencia que implica protección para la vista. ¿Por qué?

  • Datos del Consejo Superior de Deportes sitúan la carrera a pie como la quinta actividad deportiva más practicada en España
  • El 10% de la población española practica senderismo de forma habitual

El 2016 comenzó con propósitos claros. Como cada año, mantener la línea y hacer ejercicio se sitúan en el pódium de objetivos, para los que actividades como el hiking –el senderismo, más comúnmente conocido- se convierten en el perfecto aliado sporty. Ahora bien, estas prácticas pueden entrañar ciertos peligros para la salud visual. ¿Cuáles y por qué? Los expertos de Multiópticas, líder del sector óptico en España, ofrecen las claves para practicar este deporte sin que ello implique riesgos.

Para aquellos amantes del slow-living, el senderismo resulta ideal, ya que permite disfrutar de todos los beneficios de andar, sin las negativas consecuencias que otros deportes más fuertes generan, por ejemplo, sobre las articulaciones, debido a los fuertes impactos. ¿Qué aspectos negativos existen? Desde Multiópticas señalan que:

  • Al ser un deporte que se practica al aire libre, es fácil que penetren en los ojos ciertos objetos externos como polvo, polen, tierra o incluso insectos, pudiendo provocar conjuntivitis.
  • Puesto que se desarrolla en espacios abiertos, no es extraño que los rayos UVA y UVB afecten a la vista, sobre todo en aquellos días más soleados.
  • Aunque no es común por ser una actividad que se realiza a baja velocidad, existe la posibilidad de tropezar con ciertos objetos, como piedras, y caerse.

Es por estos motivos que los expertos de Multiópticas recomiendan proteger la vista de la siguiente manera:

  • Es recomendable usar gafas para evitar la conjuntivitis por los agentes externos.
  • Las gafas de sol con lentes polarizadas permiten eliminar los reflejos de los rayos solares.
  • Conviene que sean de un material ligero para evitar la molestia que produce el peso innecesario.
  • Se deben utilizar modelos con bandas que, además de asegurar un confort total, eviten la caída al suelo y la consecuente rotura de las gafas.
  • Dichas gafas deben cubrir al máximo el campo visual. En este caso no es recomendable la utilización de modelos minimalistas. Lo importante es abarcar la mayor superficie posible.

Fdo. Ivana Álvarez

Directora de Marketing y Publicidad de Multiópticas

*Fuente: Libro Blanco de la Visión en España y Multiópticas.

Compartir